Significación Clínica de la Eritrosedimentación muy acelerada (>100 mm 1ª hora) en Pacientes Hospitalizados

Zabala, P ; Dapas, J ; De Schutter, E ; Parera, J ; Salomon, S ; Carena, J
Servicio de Clínica Médica, Hospital Lagomaggiore. FCM, UNCuyo, Mendoza. Argentina.

INTRODUCCIÓN

El médico polaco Edmund Biernacki fue el primero en detectar el aumento en la velocidad de sedimentación (VSG) de la sangre de individuos enfermos y su asociación con el  fibrinógeno. En 1918, Robin Fahraeus relacionó la VSG con el embarazo y Westergren  redefinió la técnica de la VSG y reportó su utilidad pronóstica en los pacientes con tuberculosis (Amjad Hameed, 2006). La escasa sensibilidad y especificidad de la VSG en personas sanas y enfermas de cualquier edad, asociado al desarrollo de métodos de diagnóstico más específicos ha reducido la utilidad clínica de la VSG. Sin embargo, hay estudios que muestran que, valores extremos, superiores a 100 mm 1º hora, son marcadores de enfermedad severa (Bridgen, 1999).

OBJETIVOS

Determinar la significación clínica de la VSG>100 mm en la 1º h en pacientes hospitalizados en un servicio de clínica médica

MATERIAL Y MÉTODOS

Estudio protocolizado, descriptivo, observacional y transversal. Se analizaron comparativamente pacientes internados con VSG>100 mm 1º hora (grupo A) que se compararon con pacientes con VSG<50 mm 1º hora (grupo B). Análisis estadístico: medidas de tendencia central y de dispersión, chi2, test de Student, test exacto de Fisher. Informe preliminar.

RESULTADOS

Se protocolizaron 69 pacientes; 38 en el grupo A (55.1%) y 31 (44.9%) en el B. La causa de la elevación de la VSG se determinó más frecuentemente en el grupo A (84.2 vs 54.8%) (p=0.01), pero no hubo diferencias en las etiologías: infecciosa (68.7 vs 70,5%), tumoral (34.4 vs 23.5%), inflamatoria (15.6 vs 5.8%). No se observaron diferencias en la edad media 53.78 (DS± 17.84) vs 52.12 (DS± 22.57) años en A y B respectivamente. La permanencia hospitalaria de A fue mas prolongada [media 14.76 (DS± 9.25) vs 8.16 (DS± 8.25) días](p=0.029). El score de Charlson medio fue de 5,69 (DS±3.05) en A y 5.75 (DS± 3.42) en B, el  APACHE II medio fue de 8.95 (DS± 4.51) vs 7.62 (DS± 4.9) (pNS). El 100% de A y B presentaban alguna comórbida: Insuficiencia renal crónica (53.3 vs 25%), tabaquismo (34.2 vs 51.6%), Diabetes Mellitus (23.7 vs 19.4%), EPOC (29 vs 10.5 %), alcoholismo (25.8 vs 15.8%) (p=0.46), hepatopatía (25.8 vs 13.2%) y malnutrición (29 vs 18.4%) (p=NS)  las más frecuentes. El grupo A presentó mayor pérdida de peso (65.8 vs 38.7%)(p=0.04), fiebre durante la internación (63.2 vs 12.9%) (p=0.00006) y sepsis (57.9 vs 6.5%) (p=0.001). La anemia (92.1 vs 67.7%) (p=0.02) y PCR positiva (73.68 vs 16.2%) (p=0.000006) fueron más frecuentes en A. También fue más común en A la leucocitosis (26.3 vs 19.4%) (p=0.6), leucopenia (28.9 vs 9.7%) (p=0.08), trombocitosis (13.3 vs 9.7%) (p=0.7), creatininemia mayor a 15 mg/l (39.4 vs 25.8%) e hiperglucemia (26.3 vs 12.9%) (p=0.2) aunque sin alcanzar significación estadística. En el grupo A resultó significativo la realización de cultivos (71.1 vs 35.5%) (p=0.006), al igual que la positividad en los mismos (66.7 vs 27.3%) (p=0.03) y la realización de ecografías (71 vs 48.4%) (p=0.09) y TAC (3.7 vs 6.5%) (p=0.09). Se realizaron Biopsias diagnósticas en el 23.7% de A y en el 12.9% de B (p=0.4).La mortalidad hospitalaria fue de 13.2% en A y 6.5% en B (p=0.44).

DISCUSIÓN

La VSG rara vez es la única clave de enfermedad y no resulta útil como prueba de cribado, ya que frecuentemente es normal en pacientes con patologías severas (neoplasias, infecciones) y por lo tanto resulta de poco valor para excluir enfermedad en pacientes oligosintomáticos (Sox et al, 1986). En nuestro trabajo la VSG>100 ocurrió más frecuentemente en hombres (65.21%), principalmente entre edades de 51 a 60 años y en mujeres a edades mas tempranas (31 a 50). Hay autores que sugieren que la VSG puede ser útil como un “índice de enfermedad” en los mayores de 65 años que presentan un cambio inexplicable en su estado de salud. En estos, la presencia de una VSG mayor a 50 mm 1 h se  ha asociado a una probabilidad del 66% de presentar una nueva enfermedad, a diferencia del 7% en aquellos con una VSG menor a 20 (Castellote Varona, 2008).  En un estudio, el VPP de una VSG >100 fue del 90% para encontrar una patología orgánica (Fincher R, 1986).

La causa infecciosa, principalmente neumonía, fue la más frecuente (68.7%) como origen de la VSG>100, similar a un trabajo sudafricano (origen infeccioso 39%, con la neumonía también como la mas común, 70,67%) (Levay, 2005). En la serie de Fincher también la causa infecciosa fue la prevalente (33%), seguido por las neoplasias malignas (17%), enfermedad renal (17%) y procesos inflamatorios (14%). Otros trabajos refieren que las enfermedades hematológicas (41%) son las causas mas comunes de VSG>100, seguido por las  infecciosas (36%) y las conectivopatías (17%)

(Lluberas-Acosta G, 1996). No extraña pues, que la fiebre, la pérdida de peso y la presencia de sepsis fueran significativamente más frecuente en el Grupo A, al igual que su asociación con la presencia de anemia 89.8%)(p=0.02).

Concluimos que la VSG >100 mm 1º hora  en pacientes hospitalizados se asoció a pérdida significativa de peso, anemia, cultivos positivos, presencia de sepsis, mayor número de estudios por imágenes y a la identificación de la causa, pero no a patologías específicas ni a significativa mayor mortalidad.

 

TABLA 1:     ETIOLOGÍA

 

 

Grupo A

VSG > 100 mm 1ªh

Grupo B

VSG < 100 mm 1ªh

 

p

Determinada

32 (84.3%)

17 (54.8%)

0.01

Neoplásica

11 (34.4%)

4 (23.5%)

0.2

Infecciosa

22 (68.7%)

12 (70.5%)

0.8

Colagenopatía

5 (15.6%)

1 (5.8%)

0.5

Otras

1 (3.1)

0

0.01

 


Compartir:
Google Bookmarks Facebook Digg del.icio.us

Comentarios

Este trabajo contribuye a desmistificar el valor de la VSG como marcado universal de enfermedad

Escrito por federico - Jun 1st 2010, 17:39